Saltar al contenido

Historias de amor reales

Historias de amor reales
Celebrar el amor en todas sus formas y versiones, y qué mejor manera de hacerlo que recordando las historias de amor que más nos han emocionado últimamente. Conmovedoras, divertidas, inspiradoras y con finales felices. Y lo mejor de todo es que no han salido de una película o de un libro de ficción. Son reales, como la vida misma. Han sucedido, demostrando que en el mundo también ocurren cosas buenas y que a veces la realidad supera a la ficción.

Historias de amor reales

  • Volví a golpear el marco de la puerta con mi silla de ruedas y le dije a mi marido: “Tú eres la única razón por la que quiero liberarme de esta cosa”. Me besó en la frente y me dijo: “Cariño, ni siquiera lo veo”.
  • Mis abuelos, ambos cerca de los 90 años y casados desde hace 72, han muerto. Ambos por causas naturales. Con una hora de diferencia.
  • Hoy mi padre ha venido a verme por primera vez en 6 meses desde que le dije que era gay. Cuando he abierto la puerta estaba llorando, me ha abrazado y me ha dicho: “Lo siento Dani. Te quiero”.
  • Mi hermana pequeña, que tiene 6 años y es autista, pronunció ayer su primera palabra. Mi nombre.
  • Mi abuela de 72 años, viuda desde hace 15, se ha vuelto a casar. Aunque solo tiene 21 años, nunca la he visto tan feliz en toda mi vida.
  • El otro día fui al Kentucky después del trabajo para tomar un aperitivo. Había una pareja de más de 60 años que compartía un cubo de filetes de pollo. No paraban de reír y hablar. Disfruté viéndolos y pensé: “En mis 24 años nadie me ha hecho sentir que un cubo de pollo frito pueda ser tan divertido”.
  • Hoy, en nuestro 50º aniversario de boda, me sonrió y me dijo: “Ojalá te hubiera conocido antes”.
  • Estaba sentado en el balcón de un hotel observando a dos personas que paseaban por la playa. Por su lenguaje corporal, me di cuenta de que estaban riendo y disfrutando el uno del otro. Al acercarse me di cuenta de que eran mis padres. Los que casi se divorciaron hace 8 años.
  • Hoy mi padre ha fallecido por causas naturales a la edad de 92 años. Encontré su cuerpo descansando tranquilamente en su sillón reclinable. En su regazo había 3 fotografías de mi madre, que falleció hace unos 10 años. Ella era el amor de su vida, y aparentemente lo último que quería ver antes de morir.
  • Mi hijo, de 11 años, domina el lenguaje de signos. El motivo es que su mejor amigo, Jaime, con el que ha crecido desde que era un bebé, es sordo.
Tema Que Te Puede Interesar:  Soltero palma de mallorca

Vídeos de Historias de amor reales